Pieles en movimiento

Un bebé debe de tener la libertad para poder explorar su mundo y poder conocer más de este mundo tan maravilloso, aunque hay ocasiones en las que su pañal puede hacerles pasar un mal rato. El pañal se acomodó mal o no te diste cuenta de que tu bebé necesitaba un cambio de pañal urgente, así que ahora sus pompis se encuentran rosadas, y aunque se puede solucionar con pomadas para las rozaduras lo mejor siempre será evitar que se roce. También puede suceder que, con el puro sudor y ropita, pueda provocarse una irritación en su piel.

Aquí te dejamos unos tips de rutina para cambiar a tu bebé1:

La estructura de tu piel
  • Trata de cambiar su pañal lo antes posible2 – mientras más tiempo pase su piel sin ser limpiada se correrá el riesgo de que su pipí o popó se sequen, y con esto pueda ir generando rozaduras y hasta posibles infecciones.
  • Lávate las manos antes y después de cambiarlo – ya que su piel es muy sensible, es muy recomendable que tus manos siempre estén limpias a la hora de cambiarlo para evitar que se corra el riesgo de causarle una infección y más si su piel se encuentra lastimada
  • No ajustes tanto el pañal – si el pañal está muy apretado, podrá causar heridas menores sobre su piel, provocarle sequedad en el área de la ingle o incluso sobre afectarle un poco la circulación. Debes de dejar que esté lo suficientemente holgado como para que puedas introducir libremente un a través de los bordes.
  • Asegúrate de usar la talla correcta – como vimos en el punto anterior, si su pañal comienza a apretarle o a quedarle pequeño, es importante que en cuanto te sea posible lo cambies por la siguiente talla. Puedes apoyarte de las tablas de equivalencias que incluyen los pañales, en donde separa el tamaño de acuerdo con el peso de tu bebé.
La estructura de tu piel
  • Si observas una mala reacción, cambia de marca de pañal3 – a veces una marca usa ciertos materiales en su recubrimiento o bien les da un tratamiento muy particular, esto puede hacer que la piel de tu bebé tenga reacción desfavorable como irritaciones o salpullido. Cambiar la marca de pañal te puede servir antes de considerar tener que dejar de usar pañales desechables.
  • Si tu bebé es niño, coloca su pene hacia abajo al momento de poner el pañal – en ocasiones si su pene queda colocado hacia arriba a la hora de hacer pipí puede mojar su pancita e incluso hasta ocasionar que escurra un poco mojándose a sí mismo junto a su ropa.
  • Límpialo con toallitas húmedas – usar toallitas húmedas ayudará a ser gentil con las pompis de tu bebé, ayudando a tener una limpieza más profunda y completa sin provocar irritaciones. Aunque si te preocupa el tema de ecología, puedes optar por papel higiénico húmedo el cual hasta puede arrojarse a la tasa del baño por diluirse en agua.
La estructura de tu piel
  • Usa talco o aceite al final – usar talco o aceite va a brindar una protección extra a su piel, ya que evitará la fricción entre el pañal y su cuerpo, además que si su piel ya se encuentra irritada evitarás se afecte más. Aunque lo que más recomendamos en estos casos, es usar una crema para rozaduras. En el mercado podrás encontrar muchos productos.
  • Deja que tu bebé pueda estar una parte del día sin pañales – así su cuerpo podrá descansar un poco del pañal y estará fresco durante más tiempo, dándole un respiro a su piel y darle libertad de movimiento. Sólo te sugerimos colocar algún protector de colchón para evitar accidentes.
  • Ropa sin detergentes con fragancias – asegúrate de lavar su ropa únicamente usando detergentes neutros y sin fragancias pues estos pueden provocar reacciones adversas en la piel de tu bebé.
Image